La idiotez humana

Cuento de Eduardo Galeano (Libro de los Abrazos):

Sixto Martínez cumplió el servicio militar en un cuartel de Sevilla.
 
En medio del patio de ese cuartel, había un banquito. Junto al banquito, un soldado hacía guardia. Nadie sabía por qué se hacía la guardia del banquito. La guardia se hacía porque se hacía, noche y día, todas las noches, todos los días, y de generación en generación los oficiales transmitían la orden y los soldados la obedecían. Nadie nunca dudó, nadie nunca preguntó. Si así se hacía, y siempre se había hecho, por algo sería.
 
Y así siguió siendo hasta que alguien, no sé qué general o coronel, quiso conocer la orden original. Hubo que revolver a fondo los archivos. Y después de mucho hurgar, se supo. Hacía treinta y un años, dos meses y cuatro días, un oficial había mandado montar guardia junto al banquito, que estaba recién pintado, para que a nadie se le ocurriera sentarse sobre la pintura fresca.

——————————————————————-

Cuánto hacemos sin preguntar la razón de por qué lo hacemos? Cuántas tradiciones o reglas seguimos sin cuestionarnos a nosotros mismos y mucho menos a los demás? Ayer me lo preguntaba tras leer este cuentito tan cómico que demuestra y habla de la idiotez humana. Si es que no nos gusta pensar, y a aquel que piensa, lo condenamos. Que humanos tontitos.

Advertisements
This entry was posted in Uncategorized and tagged , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s